www.mundodeportivo.mobi

¿Entrevista o reproche a Mengual?

Mònica Planas  (Periodista)

06:00 12/03/13

El viernes Susanna Griso en 'Espejo Público' dedicó ocho minutos a entrevistar a Gemma Mengual a través de una conexión. La exnadadora está de promoción de su libro autobiográfico pero lo anunciaban como una primicia. Hay que vender la moto y así es más fácil. La primera pregunta fue muy directa: “En el libro relatas tus inicios, tus éxitos, tu retirada... Empezamos por el final: ¿Por qué te retiras?”. Empezó por el final y ahí se quedó. Ni Griso ni sus colaboradores demostraron haberse leído el libro ni buscado argumentos concretos en la biografía sobre el único asunto que les interesaba. Prefirieron quedarse en lo básico y previsible del caso.

De las quince preguntas que le hicieron en total, en absolutamente todas el sujeto activo, pasivo o elíptico era Anna Tarrés. Más que conocer las razones de Mengual parecía que en cada pregunta buscaran una defensa de la exseleccionadora. Una respuesta que le diera la razón. Además Gemma Mengual se mostró tan inconcreta en sus respuestas para incentivar la compra del libro que su testimonio resultó débil. “No sé, no sé...” como contestación cuando pretenden ponerte entre la espada y la pared te quita razones.

En anteriores ocasiones hemos visto a Griso hacer largas entrevistas a Tarrés. Ha sido cariñosa con ella, se han intercambiado besos, abrazos, deseado suerte en el caso. Cuando respondía Tarrés, Griso añadía argumentos para reforzar positivamente su conducta. Gemma Mengual daba respuestas escuetas pero respetuosas y lógicas si intentabas entenderla. No hay que ser un lince para darse cuenta que Tarrés y Mengual no son muy amigas. Pero pasaron olímpicamente porque no les cuadraba con sus conspiraciones.

Eso así, en 'Espejo Público' le recriminaron haber tomado parte en la polémica por haber aceptado el trabajo en el actual equipo y por haber invitado a Carpena a la presentación de su libro. ¿Y qué? ¿No puede? Más que preguntas parecieron reproches. Y Susanna Griso aparentaba más una fiscal que una periodista. Es evidente que Mengual ha tomado parte. Pero es flagrante que Griso también.